Ni transporte colonial ni bombardero

El único prototipo del Vickers Tipo 163, que voló por vez primera el 12 de enero de 1931.

Cuando el Ministerio del Aire encargó en 1927 a las compañías británicas un bombardero nocturno para suceder al Virginia, que era una actualización del Vimy, los dos fabricados por Vickers, esta firma trabajaba en una especie de Vimy 3.0, el Vanox, un biplano bimotor con algo menos de 1.000 hp de potencia total y algo más de siete toneladas de peso a plena carga. En 1928 el Ministerio lanzó una especificación para fabricar un bombardero que también pudiera llevar soldados o suministros a posiciones lejanas, un aparato de clara utilidad en las colonias.

Vickers planteó entonces un súper-Vimy, una máquina con cuatro motores, cerca de 2.000 hp de potencia y doce toneladas a plena carga, que incluía algo más de una tonelada de bombas, y que también podría responder a la especificación de bombardero nocturno de 1927. El encargo del ministerio para este último fue respondido por la casa Fairey con el futurista Hendon, un monoplano compacto, que era evidentemente el ganador, aunque al final el Handley Page Heyford fue elegido como el bombardero principal del Reino Unido durante unos pocos años. Al final el modelo 163 de Vickers no fue elegido ni como bombardero nocturno ni como bombardero-transporte. La firma no volvió a insistir en el diseño Vimy, y empezó a fabricar bombarderos monoplanos metálicos de alta tecnología, como el Wellington.

Ecosistemas:

Asuntos:

Tochos:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.