Un moderno avión policía para la fuerza aérea de Bophuthatswana

Un Partenavia Observer de la a finales de la década de 1980.

La firma Partenavia era parte de la medianamente desarrollada industria aeronáutica napolitana y el Observer (P.68) su mejor producto. Se trata de un avión completamente utilitario bastante parecido al Britten-Norman Defender, capaz de llevar varios pasajeros y equipo diverso en cantidad, con buena autonomía para orbitar por encima de sus áreas de vigilancia, para lo cual contaba con dos motores de 200 hp económicos. Su diseño proporcionaba una excepcionalmente buena plataforma de observación, por lo que se vendió bien a fuerzas policiales de todo el mundo.

La República de Bophuthatswana fue declarada independiente en 1977 por Sudáfrica, aunque ningún otro país reconoció al nuevo Estado. En realidad se trataba de un truco del gobierno del apartheid para privar de la nacionalidad sudafricana a 1,5 millones de personas, que quedaron recluidas en un territorio dividido en siete fragmentos dispersos por todo el norte de la Unión.

Bophuthatswana llegó a contar con una pequeña fuerza aérea. A mediados de la década de 1980 su papel se definió como de apoyo en materia de transportes y comunicaciones para la Fuerza de Defensa de Bophuthatswana, con un papel secundario de vigilancia de reservas de caza, abundantes en el país, y persecución de furtivos. En estas tareas serían especialmente adecuados los dos Partenavia Observer con que contaba la BAF, que junto con dos Aviocar y dos Helio Courier formaban su flota aérea de ala fija en 1986. La Fuerza Aérea de Bophuthastswana alcanzó su máxima fuerza hacia 1990, cuando adquirió varios Pilatus PC-7. En 1994 fue disuelta y sus activos integrados en la Fuerza Aérea Sudafricana.

Ecosistemas:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.