El avión que hacía llover napalm

skyraidervnaf1972

 

Un Douglas A-1 Skyraider de la Fuerza Aérea de la República de Vietnam hacia 1970.

 

El Douglas A-1 Skyraider, un aparato con un solo motor de pistones, podía cargar tres toneladas de bombas de napalm. Un reducido grupo de estos aviones bastaban para destruir cualquier aldea vietnamita de tamaño medio sospechosa de albergar al Vietcong y matar de paso a buen número de sus habitantes.

En 1972, uno de estos ataques fue inmortalizado por un fotógrafo. La imagen fue foto del año y aparece regularmente en las colecciones de las cien fotografías del siglo. El aparato, de la fuerza aérea sudvietnamita, dejó caer cuatro bombas de napalm sobre la carretera por donde huían del pueblo sus habitantes. El oficial que ordenó el ataque pensaba que el pueblo había sido completamente evacuado. La foto (publicada al día siguiente en Barras y Estrellas) le demostró que estaba equivocado. Más tarde, el oficial se hizo pastor.

Una vez más, los militares, al parecer con una infinita capacidad de autoengaño, estaban utilizando “herramientas” (tools) supuestamente “quirúrgicas” usando máquinas incapaces de precisión, diseñadas para arrasar grandes extensiones de terreno (aviones y bombas de gasolina) para llevar a cabo operaciones sin daño a la población civil. Más tarde, el pastor y la agredida se encontraron en un emotivo encuentro que fué pasado por la TV.

En esta historia de perdedores el ganador fue la casa Douglas. El avión era “otro magnífico avión de guerra de la escudería Douglas”. Diseñado para la lucha contra el Japón, llegó tarde para esta guerra, pero no se perdió las siguientes. En ausencia de aviones enemigos funcionó muy bien como bombardero colonial de bajo coste, hasta el punto de ser calificado como “una insustituíble herramienta de los Estados Unidos en las guerras de Corea y Vietnam[1]”. Se construyeron 3.180 ejemplares desde 1957.

[1] Chant, C. Great Aircraft

 

Ecosistemas: ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies