Esto no es Eurovisión

Photo by suraj kardile on Unsplash

Esto no es Eurovisión, sino una tragedia que ya ha costado más de medio millón de muertos en todo el mundo, la mitad en Europa, y que no tiene pinta de terminar pronto. Fue la manía humana de los indicadores la que ha creado el índice que coloca a todo el mundo en una tablilla especial, la de muertos por millón. En España, durante meses, los columnistas de derechas abrieron sus columnas con el argumento irrefutable: España es el país del mundo con mayor número de muertos por millón, luego el gobierno es incapaz, criminal, etc.

Luego se descubrió que el récord mundial lo detenta la desdichada Bélgica, así que los columnistas de derechas abrieron sus columnas con el argumento de que, siendo España el segundo país del mundo en muertos por Covid por millón, ese era el argumento irrefutable de que el gobierno era incapaz, criminal y nos llevaba a todos al abismo. Luego Reino Unido alcanzó el segundo puesto en el triste ránking, y los columnistas de derechas dejaron de usar tanto el indicador de muertos por millón y buscaron otros.

Actualmente (9 de julio de 2020), descontando países muy pequeños como San Marino y Andorra, el ránking mundial lo encabeza Bélgica, seguido de Reino Unido y España. En cuarta, quinta y sexta posición están Italia, Suecia y Francia. Completan los diez primeros Estados Unidos, Países Bajos, Irlanda y Chile. Portugal está muy lejos, en el puesto 25 aproximadamente, y Grecia mucho más lejos debajo en la tabla.

Hay muchas explicaciones para estos enormes índices de mortalidad. Viendo el mapa de Europa, se aprecia bien una franja entre Milán, Bruselas, Londres y París que tiene mucha densidad de casos, como cabría esperar por su gran densidad industrial y comercial. Nueva York también ha tenido un impacto tremendo al principio, lógico si se piensa que es la capital oficiosa del mundo.

Luego viene las explicaciones por idiosincrasia de país. Desde luego Italia, España, Francia y el Reino Unido lo hicieron rematadamente mal al principio, simplemente porque actuaron muy tarde. En España, cuando el virus asolaba el norte de Italia, todo parecía ocurrir en algún país remoto. Hubo otros errores nacionales conspicuos, como la apuesta por la inmunidad de rebaño que hizo UK al principio que hubo que cambiar rápidamente por el confinamiento cuando aquello empezó a salirse de madre.

Algunos países funcionaron exactamente como se esperaba de ellos: Alemania reaccionó con fría eficiencia y bajas cifras de fallecidos, a pesar de su papel de cogollo económico de Europa. Portugal fue una sorpresa. Por su carácter de país PIGS, se esperaba lo peor, pero ha sido justo lo contrario. Grecia es una sopresa todavía mayor, tiene 37 veces menos víctimas en proporción que Reino Unido y seis veces menos que Alemania. Los países nórdicos, como era de esperar, han funcionado muy bien, con cifras relativamente bajas de víctimas.

La otra sorpresa, inversa a la de Portugal, ha sido la de Suecia. Es el quinto país del mundo en víctimas por millón. Lo extraño del asunto es que durante mucho tiempo Suecia fue puesta como ejemplo (al menos en España) de cómo hacer bien las cosas con la pandemia. Al tratarse de un país con alto nivel de civilización, no como los países PIGS, desde luego, bastó con unas recomendaciones generales de precaución, pero no fue necesario recurrir al bárbaro procedimiento del confinamiento forzoso. Se publicaron bastantes artículos en la prensa de derechas comparando el bien hacer sueco con la desastrosa actuación del gobierno español. Estas últimas semanas, empero, Suecia ha cogido velocidad y está subiendo puestos muy rápido en el ránking de la pandemia.

En Estados Unidos el virus está simplemente desbocado, como en Brasil. Todo el mundo está conteniendo la respiración para ver si llega o no la segunda oleada del virus, que podría ser más cruel que la anterior. Y el nuevo ránking mundial sigue funcionando, actualizado minuto a minuto por prodigiosos sistemas estadísticos y generadores automáticos de gráficos.

 

Asuntos:

Tochos:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies